Carisma Vicenciano

  • 400 años del carisma vicenciano y fiesta de Santa Luisa de Marillac, en Málaga

    El cambio litúrgico de la fiesta de Santa Luisa de Marillac posibilita que el mes de mayo la engalane con sus flores y la luz radiante del sol malagueño. Los vicencianos de  Málaga organizamos varios actos: en primer lugar, el Ayuntamiento de Málaga lleva ya catorce años realizando la muestra de la participación ciudadana y el voluntariado. Es un amplio recorrido por las Asociaciones y ONGs de la ciudad. El lema es “Málaga Participa”. Se realizó los días 5, 6 y 7 de mayo en el Paseo del Parque. La AIC (Asociación Internacional de la Caridades de San Vicente de Paúl) participa activamente, desde hace mucho tiempo, en este evento. Este año, los miembros de la AIC de Málaga presentaron, de una manera global y con salero, el servicio que realizan todos los vicencianos en la ciudad de Málaga.

  • Apertura del 400 Aniversario del carisma vicenciano en Almería

    Con mucha ilusion, el pasado dia 11 de febrero la Familia Vicenciana abrió las puertas al 400 Aniversario del carisma vicenciano. A las 16,30 horas, todos nos dabamos cita en la Parroquia de San Sebastian desde donde partiría la procesion con San Vicente de Paúl hacia la Catedral, donde D. Adolfo Gonzalez Montes, Obispo de Almeria, nos esperaba para recibir a San Vicente y Celebrar la Eucaristia de apertura.

  • Apertura del Año Jubilar Vicenciano en Cantabria

    El pasado 21 de enero de este año 2017, toda la Familia vicenciana de Cantabria celebró la Eucaristía de apertura de este Año Jubilar Vicenciano. Todas las ramas de la Familia vicenciana estuvieron presentes en la celebración que tuvo lugar en la capilla del Colegio Purísima Concepción de las Hijas de la Caridad, en la ciudad de Santander. La liturgia estuvo preparada y cuidada con esmero. En la celebración se nos invitó a vivir este año como un don del cielo, como nos sugiere el Superior General de la Congregación de la Misión y de la Compañía de las Hijas de la Caridad. Fue un encuentro en el que aprovechamos para fortalecernos y animarnos como familia.

    Y también, el jueves 26 de enero, en nuestro Colegio de Limpias celebramos la apertura de este año del carisma vicenciano con la comunidad educativa y nuestros alumnos. Durante la semana cuidamos la ambientación del Centro, trabajamos y reflexionamos con el alumnado, por clases, sobre la importancia de nuestra fiesta, y cada curso preparó parte de la exposición vicenciana que hemos realizado y que aún seguimos disfrutando. Todos, en el salón de actos, realizamos una oración y cantamos el himno del 400 Aniversario. La tarde concluyó con una merienda en el patio.

    A continuación, además de unas cuantas fotografías de la celebración en Santander con toda la Familia vicenciana, os dejamos un video de la celebración en el Colegio San Vicente de Paúl de Limpias.

    Antonio Medina Mingorance, C. M.

    ozio_gallery_nano

  • Apertura del Año Jubilar Vicenciano en Granada

    Con la asistencia de toda la Familia Vicenciana, el miércoles, 25 de enero de este año 2017, abrimos oficialmente el Año Jubilar del carisma vicenciano. La liturgia nos reunió, en nuestra Parroquia “Regina Mundi”, en torno al altar para celebrar la alegría del encuentro.

  • Celebración de los 400 años del carisma vicenciano en Andújar (Jaén)

    Durante todo este año 2017 los Misioneros Paúles, las Hijas de la Caridad y todas las Asociaciones nacidas del carisma de San Vicente de Paúl estamos y estaremos celebrando los cuatrocientos años del inicio de este carisma.

  • Celebración de los 400 años del carisma vicenciano en Ávila

    El pasado día 18 de abril de este año 2017, a las 7 de la tarde, en el salón de actos  del  Colegio Las Nieves de Ávila, tuvo lugar la primera parte de la celebración de los 400 años del carisma vicenciano. Estaban invitadas todas la ramas de la Familia Vicenciana presentes en Ávila. Dado que se celebraba en un Colegio de las Hijas de la Caridad,  el grupo más nutrido fue el de la enseñanza, que lo componían Hijas de la Caridad, profesorado, antiguos y actuales alumnos y alumnas.

  • Celebración de los 400 años del carisma vicenciano en Málaga

    El viernes 27 de enero de este año 2017, a las 18,30 horas, nos dimos cita en la capilla del Colegio de San Manuel, de las Hijas de la Caridad, la inmensa mayoría de los miembros de la Familia vicenciana de Málaga. Queríamos comenzar de una manera sencilla, pero a la vez profunda, el acontecimiento de los 400 años del carisma vicenciano, con la celebración de la Eucaristía. No pudo presidir dicha celebración eucarística el P. Miguel Romón Vita, C. M., debido a problemas de salud, presidiendo el P. Rafael Quevedo Romero, C. M.

  • Celebración de los 400 años del carisma vicenciano en Reus (Tarragona)

    Continúan las celebraciones en torno a los 400 años del carisma vicenciano. Y, desde casi todos los puntos del mapa patrio, nos van llegando noticias de esas celebraciones. Unas son más solemnes, otras más sencillas, pero todas son sinceras, familiares, participadas, fraternas y llenas del estilo y de la espiritualidad vicenciana. Allí donde hay un miembro de alguna rama de la Familia Vicenciana, inmediatamente se prepara una celebración “familiar”.

  • Celebración, profundización y actualización del carisma vicenciano en Valladolid

    Con motivo de la celebración del 400 aniversario del carisma vicenciano, la parroquia “María Milagrosa”, de Valladolid, ha aprovechado el tiempo de Cuaresma para realizar una serie de actividades que den a conocer y profundizar el carisma.

  • Constitución oficial y solemne de la nueva Provincia “San Vicente de Paúl-España”

    Agradecimiento, esperanza y comunión. Estas tres palabras pueden constituir el telón de fondo del acontecimiento que se celebró, en nuestra casa de Santa Marta de Tormes (Salamanca), el miércoles 25 de enero de 2017, fiesta emblemática y carismática de la Conversión de San Pablo. El proceso de unión que emprendieron, hace más de cuatro años, las Provincias canónicas de Barcelona, Madrid y Salamanca ha llegado a su meta. Las Provincias canónicas anteriores ya son historia. Ha nacido una nueva Provincia: “San Vicente de Paúl-España”. Esta es la noticia fundamental de este histórico día.

  • El Papa Francisco concede Indulgencia Plenaria a la Familia Vicenciana

    Desde la Oficina Internacional de la Familia Vicenciana, nos comunican la siguiente noticia:

  • El Superior General, P. Tomaz Mavric, C. M., inaugura los 400 años del carisma vicenciano en la Archidiócesis de Madrid

    El pasado jueves 12 de este mes de enero, llegó a Madrid el P. Tomaz Mavric, C. M., Superior General de la Congregación de la Misión y de la Compañía de las Hijas de la Caridad, acompañado del P. Aarón Gutiérrez, C. M., uno de sus Asistentes Generales. El objetivo principal de su viaje es la reunión anual con el Secretariado Internacional de Juventudes Marianas Vicencianas. Sin embargo, dedicó la práctica totalidad de este día 12 a una serie de encuentros y celebraciones con toda la Familia Vicenciana.

  • Guión para la Eucaristía de la fiesta de Santa Luisa de Marillac

    El día 9 del próximo mes de mayo de este año 2017, celebramos la fiesta de Santa Luisa de Marillac, fiesta grande para toda la Iglesia y, especialmente, para toda la Familia Vicenciana. Fiesta de la cofundadora de la Compañía de las Hijas de la Caridad. Fiesta de una mujer excepcional y pionera en la organización de la caridad y de los servicios sociales. Fiesta, en definitiva, de la gran colaboradora de Vicente de Paúl en todas las obras, actividades, proyectos, luchas… por la promoción, liberación y dignificación de los pobres, los marginados y los excluidos.

  • Guión para la Eucaristía inaugural de los 400 años del carisma vicenciano

    La Comisión Interprovincial del 400 Aniversario del carisma vicenciano, nombrada por los cuatro Visitadores de la Congregación de la Misión en España, ha preparado un guión para la celebración de la Eucaristía en torno al día 25 de este mes de enero del presente año 2017, fiesta de la conversión de San Pablo y IV centenario del llamado “sermón de la Misión”.

  • Inicio del Año Jubilar Vicenciano en la ciudad de Barcelona

    El pasado día 4 de febrero de este año 2017 fue el día señalado por los dirigentes de las distintas ramas de la Familia Vicenciana de la ciudad de Barcelona para celebrar la Eucaristía de inicio del Año Jubilar de los 400 años del nacimiento del carisma vicenciana.

  • Letra y música para los 400 años del carisma vicenciano

    Estamos ya a la puerta del 2017 y, por tanto, de la celebración de los 400 años del carisma vicenciano a lo largo de todo el año próximo. Desde muchos lugares van llegando reflexiones, programaciones, diversos materiales para una mejor celebración de este acontecimiento tan importante para toda la Familia Vicenciana. En esta página web -y en su sección correspondiente- vamos a ir poniendo lo que creemos más útil y necesario, como ayuda para una mejor celebración de ese cuarto aniversario vicenciano.

  • Los 400 años del carisma vicenciano en Sevilla

    El pasado día 11 de febrero de este año 2017, se reunieron, en la iglesia de San Vicente de Paúl, de los Misioneros Paúles de la sevillana calle de Pagés del Corro, numerosos miembros de la Familia Vicenciana. El motivo fue obvio: celebrar el importante acontecimiento del 400 Aniversario del carisma vicenciano. También participaron  varias personas de la Casa de Acogida Miguel Mañara, del Comedor  Social  Ntra. Sra. del Rosario, del Proyecto Hombre, niños del Piso-Hogar Virgen Milagrosa y otros fieles de aquel entorno que frecuentan el templo para la oración y la Eucaristía.

  • Mensaje del Superior General en el inicio de los 400 años del carisma vicenciano

    CONGREGAZIONE DELLA MISSIONE

    CURIA GENERALIZIA

    Via dei Capasso, 30 – 00164  ROMA
    Tel: +39 06 661 30 61 – Fax: +39 06 666 38 31 – E-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

    Roma, 25 de enero de 2017

    A todos los miembros de la Familia vicenciana

    Año Jubilar – 400 Aniversario del carisma vicenciano

    Queridos miembros de la Familia vicenciana:

                      ¡La gracia y la paz de Jesús estén siempre con nosotros!

                      Mi corazón está lleno de agradecimiento y de alegría por este “don del cielo”, que permite a toda la Familia vicenciana celebrar, a lo largo del año 2017, el 400º aniversario del carisma vicenciano, que ha dejado huellas tan profundas del amor incondicional de Jesús en el mundo, a lo largo de los 400 últimos años, y continúa haciéndolo hoy.

                      A lo largo de este año, la Familia vicenciana escogerá diferentes fechas para el comienzo de las celebraciones. Algunos ya han comenzado, otros comenzarán más tarde. Hay una fecha que es la fuente, el origen de esta celebración, el inicio del “camino de san Vicente de Paúl”, el inicio del carisma vicenciano: el 25 de enero de 1617 en el pueblo de Folleville, en Francia.

                      Fue en este pequeño pueblo donde Vicente quedó impactado por la enorme pobreza espiritual de las gentes de los campos. Algunos meses más tarde, tuvo la experiencia de la enorme pobreza material en la ciudad de Châtillon que dio nacimiento a las Damas de la Caridad, conocidas hoy con el nombre de AIC, que dan un testimonio tan hermoso del carisma vicenciano a través de todo el mundo. Él comenzó por animar a los otros a cambiar su vida desde el interior, y a acercarse a las personas que en su entorno tenían necesidades materiales. Al mismo tiempo, experimentó su propia conversión personal, consagrándose totalmente a los que eran pobres espiritual y materialmente, y suscitando la colaboración de tantas personas que caminaron siguiendo sus pasos, para hacer del Evangelio una realidad “aquí y ahora” para millones y millones de personas durante los 400 años que han pasado desde aquella época. Esta misión no terminará hasta que la Caridad no sea globalizada, hasta que la Caridad haya llegado a todos los rincones del mundo y tocado el corazón de cada persona.

                      El tema del año del Jubileo, que nos acompañará a lo largo de los 12 meses, es: Fui forastero y me recibiste...

                      Ya hay numerosas e increíbles iniciativas en el seno de la Familia vicenciana para celebrar el 400º aniversario del carisma vicenciano en todos los rincones del mundo a nivel local, nacional e internacional, y hay aún iniciativas venideras. Todas tienen en cuenta las palabras de Jesús que encontramos en Mateo 25, 31-46, tan queridas para los Vicencianos y para todos los que abrazan el carisma de Vicente de Paúl: Fui forastero y me recibiste...

                      Atentos exteriormente al grito de los pobres, no debemos olvidarnos de mirar hacia nuestro interior, hacia el grito del pobre en nosotros, hacia la pobreza en nosotros que grita pidiendo ayuda, libertad, redención. El reconocimiento y la confesión de Vicente de su propia pobreza le llevaron a purificar su propio corazón, ¡el corazón que latía tan fuerte por las personas al margen de la sociedad! El enfoque que tenía Vicente de la persona no era el de una teología “desde arriba”, sino más bien una visión de la persona a partir de su propia pobreza, el enfoque de una teología “desde abajo”. Acoger al forastero que está en nosotros, que existe en cada uno de nosotros, abrazar a este forastero, aceptarle, y después poner todo en las manos de Jesús para curar nuestras heridas, darnos completamente a Él y confiarnos enteramente a su Providencia: éste era el camino de Vicente. ¡Que sea el mismo para cada uno de nosotros!

                      Los frutos duraderos de estos 400 años son visibles a través de los millares y millares de miembros de las numerosas ramas de la Familia vicenciana que nos han precedido y han vivido a la manera de Vicente, según el carisma vicenciano, lo mejor que han podido. Ahora es nuestro turno.

                      Además de las numerosas iniciativas que vamos a poner en marcha a lo largo del año 2017 para celebrar el 400º aniversario del carisma vicenciano, quisiera animar y desafiar a cada miembro de la Familia vicenciana, a cada uno de nosotros, con otra iniciativa común, que no es nueva. Muchos se esmerarán en realizarla a diferentes niveles, en diferentes partes del mundo, de una manera especial durante este año del Jubileo. Por una parte, la iniciativa es antigua, muy antigua; por otra parte, es siempre nueva, ¡nueva sin cesar, como el Evangelio!

                      Me refiero a las nuevas vocaciones en las diferentes Congregaciones de la Familia vicenciana y a nuevos miembros en sus ramas laicas. Es evidente que la iniciativa viene siempre de Jesús, pero debemos cooperar y ayudar a la persona que es llamada por Jesús a la vida consagrada o a ser miembro de una rama laica de la Familia vicenciana, de la manera más plena posible, para que esta llamada se haga realidad.

                      La iniciativa es la siguiente: cada uno de nosotros, colectivamente, en grupo o individualmente, se fijará, durante este año jubilar, este objetivo concreto: orar, estar atento, buscar, animar e invitar a un nuevo candidato a la vida consagrada en una de las Congregaciones de la Familia vicenciana o a unirse a una de las ramas laicas como miembro. ¿Es irrealista? ¿Es una quimera? ¡Con Jesús todo es posible!

    Gracias a esta iniciativa, esperamos que numerosas vocaciones y nuevos voluntarios se presentarán durante el año del Jubileo. Otros podrían unirse a nosotros en los años venideros, como fruto del 400º aniversario. Nada es imposible para Jesús y estamos invitados a hacer todo lo que nos sea posible para colaborar con Él. La Providencia hará el resto. La iniciativa y nuestro desafío son claros. Cada miembro de una Congregación de la Familia vicenciana se fijará para sí mismo este objetivo: me ofrezco a Jesús como un instrumento para llevar un nuevo candidato a la Congregación a la que pertenezco. Los miembros de las ramas laicas de la Familia vicenciana harán lo mismo para obtener un nuevo voluntario para su propia rama durante este año jubilar. ¡Nada más, pero nada menos!

    Avancemos en este año de gracia con las palabras de san Vicente de Paúl :

    “Le deseo un nuevo corazón y un amor totalmente nuevo para Aquel que nos ama incesantemente de una forma tan tierna como si comenzase ahora a amarnos ; pues todos los gustos de Dios son siempre nuevos y llenos de variedad, aunque no cambia jamás” (SVP I, Carta 299, 430).

    Que la intercesión de Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa, de San Vicente de Paúl, y de todos los otros beatos y santos de la Familia vicenciana nos acompañe durante el año del Jubileo.

    Su hermano en San Vicente,

    Tomaz Mavric, C. M.

    Superior General

  • Mirada vicenciana para el mes de abril de 2017

    En este mes de abril, vamos a fijar la “mirada vicenciana” en el agua. Un bien tan necesario y fundamental como escaso. Un bien al que todos tienen derecho, pero que no todos pueden gozar de él. La privación de este derecho al agua entra dentro de la “marginación y de la exclusión social” y produce millones de “marginados, excluidos, descartados”… de un derecho básico y fundamental. La “mirada vicenciana” de este mes de abril quiere concientizarnos de un terrible y dramático problema que afecta al planeta y a la humanidad más depauperada y vulnerable. Quiere recordar, con fuerza y urgencia, las palabras del mismo Jesús de Nazaret en el capítulo 25 del evangelio de San Mateo: “Tuve sed y me disteis de beber”.

  • Mirada vicenciana para el mes de enero de 2017

    Para entrar más de lleno en este Año Jubilar del IV Centenario del carisma vicenciano y para reflexionar personal y grupalmente en torno al lema que se ha escogido para este año -“Fui forastero y me acogisteis…” (Mt 25, 35)-, la Comisión Interprovincial de esta efeméride preparará una reflexión mensual que, cada mes, iremos colgando en esta página web. Además, también cada mes aparecerá, en la portada de la web, una foto alusiva al tema y a la reflexión. Tanto la foto como la reflexión llevarán como título distintivo: “Mirada vicenciana”. Se trata de “mirar con los ojos del carisma vicenciano” las distintas situaciones de pobreza, abandono, miseria, marginación, exclusión social… que se multiplican trágicamente en nuestro mundo de hoy.